Luigui CarbajalEl cómico afirmó que la bailarina es “superlinda” y aceptó ser su “paño de lágrimas”.

A este flaco nadie lo tumba, nada lo asusta. Ni siquiera esas canchas del cono norte, donde suda los fines de semana, ni la prensa que lo corretea para arrancarle unas palabras. Luigi Carbajal se ha convertido en uno de los personajes más buscados, tras sus “ampays” con la bailarina Dorita Orbegoso. Sabe que las cámaras lo siguen, pero trata de hacer la misma vida de siempre: jugar al fútbol, provocar una carcajada en televisión o, tal vez, ser el “amigo más cercano” de una de las mujeres más deseadas…

Luigi, ¿eres un buen jugador o un “jugadorazo”?
De 1 al 10, me pongo 8 (risas). Creo que la hago bien.

¿Y con las chicas?
He “ganado” como casi todos. Muchos creen que cuando estaba en “Skándalo” ganaba más que ahora y no es verdad. Después de estar en el grupo, he conseguido más chicas.

¿Te gustan las morenas como Dorita o como la Zanetti?
Me gusta la chica que sea cariñosa, muy tierna para tratarme. Esas cosas me seducen.

Pero Dorita es mamacita…
Es superlinda. Eso lo saben todos y a quien le preguntes te dará la misma respuesta.

Seguir soltero o vivir con la Zanetti, ¿qué eliges?
Lo primero, con ella ni cag…

¿Y si es con Dorita?
Allí es otra cosa. Habla bien, ja, ja, ja.

Entonces, sí te gusta…
A cualquiera. Es una chica hermosa, pero está casada y eso hay que respetar.

La firme, ¿fuiste su “paño de lágrimas”?
Un amigo está siempre para apoyar. Nosotros somos buenos “patas”. Lo dije una vez y lo repito ahora, en el futuro uno nunca sabe lo que puede pasar.

O sea, aceptas que sí.
Uno siempre va a ser apoyo de sus amistades. Aunque ella también aprovecha para soltar una broma.

¿La estás “afanando”?
No, porque ella aún está casada y por un tema legal, no sería correcto.

Pero, ¿para un vacilón?
No es una mujer para eso. Por su calidad de ser humano y belleza, es para ser siempre la “oficial”.

Si fueras el profesor Sergio Markarián, ¿convocarías al “Chemo” Ruiz a la selección?
Nunca lo he visto en una cancha de fútbol. Más bien, quiero verlo para saber qué le vio ella (Dorita) para aceptarlo de esposo, je, je, je.

Te conoces a todas las muchachas de la televisión, ¿alguna vez estuviste con una famosa?
Hummm… Hasta ahora, no.

Eso suena a que pronto lo estarás…
Todavía no se dio, pero esperemos.

¿Eres un “pata” de “choque y fuga”?
Sí, me ha pasado en las discotecas.

¿Y de allí a un buen hotel?
Depende, “causa”. Si el “pescadito” es bueno, en el carro nomás. No se vaya a desanimar y se me acaba la fiesta.

Pero, ¿nunca te han “ampayado”?
Tengo más aventuras que “Los Yaipén”, ja, ja, ja. Estoy listo para tocar con ellos. Es que debemos hacer las cosas bien. Lo importante es que, como estoy solo, puedo hacer mis travesuras.

¿Has tumbado billeteras?
En una fiesta, cuando alguien me gusta, las trabajo a la mirada mientras su enamorado les muestra la billetera y se luce comprando tragos caros.

¿Hincha del preservativo?
No me gusta. Leí que ustedes siempre ponen que es como bañarse con medias, pero hay que protegerse. Uno no sabe la historia que puede tener la chica con quien viviste una aventura.

¿En qué Liga estás jugando?
En la Liga de Primera de Comas, juego para el Cultural. Quedamos eliminados por Deportivo Municipal en la etapa distrital.

¿Y cuál es tu puesto?
De marcador o volante.

¿Te vacilan?
De todo, me dicen desde “cabro” y algo más.

¿Respondes a las provocaciones?
En la cancha me meten “taba” y no me quejo, pero doy “vuelto”. Si de la tribuna me insultan, no hago caso, aunque la semana pasada sí fue bravo.

¿Por qué?
Iba a sacar un lateral y me metieron la mano. Allí reaccioné y se armó una broncaza. La barra de mi equipo se metió y casi se arma una batalla campal. Menos mal no pasó nada más.

¿Te han correteado?
Una vez, de un codazo, le rompí la boca a un delantero que me estaba pateando. Lo tumbé y la gente se me vino encima. Allí sí salí arrancado.

¿Y lo más gracioso?
Fui a sacar un lateral, tres chibolas me pidieron que les firme un autógrafo y que me tomé una foto con ellas. Más graciosas…

¿Y juegas con el equipo de “Recargados de risa” en el campeonato de la empresa?
No, porque allí todos son malos. Ni les gusta, creo. Más bien, si hubiese fulbito femenino, sí la hacíamos. Mis compañeras juegan y haaaarto, ja, ja, ja.

¿Y Ricky Trevitazo?
Ese juega y muy bien, pero en otras canchas.

¿Ganas buen billete en las canchitas?
Los domingos los dedico a la pelotita. Juego en cuatro a cinco Ligas internas y “chapo” mis 200 a 250 soles. Tengo otros “patas” que les dan 150 soles por un solo partido. Algunos hasta le dicen al directivo: “Hago dos goles y me voy”. Cumplen, les pagan y se quitan a jugar a otro lado.

Gracias por responder a mis inquietudes y no correrte con el tema de Dorita. Eres un caballero…
Tranquilos, no hay nada qué ocultar. Siempre hay que ir de frente.

Fuente: trome.pe